El código da Vinci
INTRIGA HISTÓRICA
 

EL CÓDIGO DA VINCI
The da Vinci code
(2003)

Dan Brown

Editorial:
Empúries (2004)

Colección:
Narrativa

Núm:
223

Páginas:
492

Otras ediciones:

CATALÀ:
2005 Empúries. Butxaca, 172/1

2003 Empúries, Narrativa, 223

CASTELLÀ:
2006 Umbriel

2003 Umbriel, Narrativa

2003 Círculo de lectores

 
 
El código da Vinci

¿Porqué cuando aparece el nombre de Leonardo da Vinci en un texto, en una película, la gente abre más los ojps, escucha con más atención o simplemente se pregunta qué tenía este señor que lo hacía tan especial?

Leonardo da Vinci es un reclamo para la novela, ya que fue un pensador, artista, inventor a quien envuelve un aurea de misterio perpetua que dispara las imaginaciones más creativas.

Dan Brown nos propone una obra amena, entretenida, llena de referencias a Da Vinci (y a muchos otros) que nos garantiza pasar muy buenas horas de lectura. Pero… la obra nos aporta algo más? Sí, indicutiblemente, según mi opinión, El Código Da Vinci tiene la extraña capacidad de hacer soñar al lector con sociedades secretas, tesoros misteriosos y teoría inimaginables… de manera que puedan paracer reales. El autor (muy hábilmente) mezcla hechos reales con elementos propios de su imaginación para crear una obra que si bien no es redonda, es lo suficientemente interesante para que se convierta en el best-seller que es.

Como decía, el nombre de leonardo Da Vinci es un reclamo para el lector, pero Brown no se queda aquí: Mediante una serie de juegos y enigmas nos introduce en el mundo de la simbología y de los misterios que esconde una sociedad secreta que hace siglos que supuestamente existe: El Priorat de Sió (1). El sangrante asesinato de un conservador del museo del Louvre de París, la búsqueda de códigos, de leyendas, de enigmas que nos envuelven a diario; la persecución de un secreto universal, la búsqueda del conocimiento y sobretodo la lucha titánica entre la razón y la religuión; entre el misticismo impuesto y la verdad perdida son las bases para que el autor nos obsequie con una obra adictiva y viva pero a la que no le faltan defectos.

Algunos de estos defectos son circumstanciales como el hecho de que el autor no se documentase correctamente sobre Andorra y no dijese más que barbaridades sobre este país. Otros son errores argumentales (llamadas de teléfono que no han tenido lugar, etc, etc) pero pese a ello, no son lo bastante importantes para dejarnos un mal sabor de boca.

El lenguaje es muy llano, apto para todos los públicos, puede que a veces demasiado, cosa que nos hace sentir un poco como en la escuela, o quizás es porqué el texto estaba dirigido a un público norteamericano, quién sabe. Con esta prosa, Brown consigue llegar a todos y confirma lo que se dice de él: Que es una gran narrador; que sea también un buen literato, un buen escritor, ya es otra cosa porqué la calidad literaria de la novela es prácticamente nula.

En definitiva, un libro recomendado a todo el que desee soñar con secretos que se nos han escondido desde hace dos mil años, para los que creen que el vaticano nos esconde información, para los que ven al Opus Dei como una secta algo turbulenta, para los que disfrutan con los enigmas y con las curiosidades históricas.

Solo añadir para finalizar que el talento real que intuyo en Dan Brown es de hacernos dudar de hechos que estan verificados y reverificados por las autoridades interesadas, a hacernos pensar por nosotros mismos, aunque hay que tomar sus teorías simplemente como lo que son: teorías. Eso sí, almenos, comparado con otras novelas afines como El Ocho, Brown tiene la capacidad de cerrar sus argumentos, y eso le da un aire más completo a la novela.

(1) Ignoro como se ha traducido en la edición en Español.

 

Premios:

 

 

Búsqueda:
 
  Creative Commons License
Este texto está bajo licencia de Creative Commons.
Podeis buscar vuestro libro en :