Tú, el inmortal
CF POST-APOCALÍPTICA
 
     
 
 
 
 

TÚ, EL INMORTAL
This immortal
(1966)

Roger Zelazny

Editorial:
Orbis (1985)

Colección:
Biblioteca Ciencia Ficción

Núm:
18

Páginas:
183

Otras ediciones:

2004 Bibliópolis, Bibliópolis fantástica, 20

 
     
Tú, el inmortal

A veces ocurre que tus opiniones actúan en contra de la opinión mayoritaria. No sé exactamente porqué pero hay novelas muy bien consideradas dentro del fandom que por una razón u otra no me entran. Y Tú, el inmortal es una de ellas.

No es la primera vez que me decepciona una novela, claro está, pero esta lo ha hecho especialmente... quizás me esperaba mucho por haber ganado un Hugo, o por aparecer en algunos de los listados de mejores obras de la ciencia ficción (incluso puede que me haya afectado un título tan llamativo), la cuestión es que esta obra de Zelazny la encuentro insípida, aburrida, sin poseer objetivos claros y en definitiva una novela más que mediocre.

El argumento gira entorno a una Tierra devastada por las radiaciones provocadas por el mismo hombre, donde grandes áreas de la misma son impracticables para la vida y donde esta queda vinculada a las zonas más expuestas a la radiación: Las islas. Los humanos han muerto en buena parte o emigrado a otros mundos, algunos de los que se han quedado aun arrastran mutaciones de la misma forma que parte de la fauna y la flora de la Tierra ha desparecido o mutado, curiosamente en seres de la mitología griega.

Pero también tenemos otro factor: Los veganos, raza extraterreste pacífica que "acoge" a inmigrantes humanos que se van vendiendo los terrenos de su planeta natal. Todo esto en un ambiente post-apocalíptico y decadente. Pero aquí se acaba todo. El hilo argumental se plantea como un viaje a Egipto y Grecia donde un antiguo "retornista" (movimiento que pretende retornar la Tierra a sus habitantes), que posee el extraño don de la inmortalidad (o eso parece) debe guiar a un vegano que supuestamente quiere hacer turismo.

Buena parte de los personajes que acompañan la expedición no intervienen casi para nada en el libro, son vacíos y planos; el viaje en sí es un continuo de aventurillas contra la fauna (y los hombres) que no aporta nada a la novela y el sentido final de esta, aunque coherente no te deja un buen sabor de boca.

La novela es lenta, a veces confusa, con elementos y personajes insípidos y sin objetivos demasiado ambiciosos (la intriga de pseudo-espionaje en que se envuelve el viaje es irrisoria) Según mi punto de vista, un fiasco.

 

Premios:

1966 Hugo

 

Búsqueda:
 
   
  Creative Commons License
Este texto está bajo licencia de Creative Commons.
Podeis buscar vuestro libro en: