La gesta d'Utnoa
CF- COLONIZACIÓN
 
     
 

Original en Esperanto
 
 
 

LA GESTA D'UTNOA
Poemo de Utnoa
(1993)

Abel Montagut

Editorial:
Pagès Editors (1996)

Colección:
Ciència-Ficció

Núm:
05

Páginas:
215


 
     
La Gesta d'Utnoa

Abel Montagut escribió el original de este libro en esperanto - Poemo de Utnoa-, en el año 1993 y tres años después lo tradujo al catalán bajo el título de La Gesta d'Utnoa. Tengo que decir que cuando lo adquirí me esperaba otra cosa. La contraportada dejaba intuir que la novela trataba sobre Mesopotamia y algo que venía del cielo - las contraportadas de esta colección no destacan precisamente para ofrecer demasiada información sobre el libro-. Pensé enseguida en un contacto extraterrestre en aquella época pretérita... y no me equivoqué en la temática pero si en la profundidad. No hubiera pensado nunca que el libro me llegaría a sorprender tanto.

Utnoa es el jefe de una tribu nómada de la antigua Mesopotamia. Un día recibe la visita por sorpresa de un extraterrestre que le encarga una tarea importante: Construir un barco de ciertas características y proporciones para meter a la gente de su tribu, los animales domésticos y los comestibles necesarios para poder resistir los estragos que causará un gran cataclismo que tiene que ocurrir... en forma de diluvio. Como el lector inteligente habrá notado el nombre de Utnoa no deja de ser una forma primigenia del nombre Noé y el resto es historia... al menos según muchos textos antiguos que tienen en común la descripción de un diluvio y las posteriores inundaciones como es el caso de El Poema de Gilgamesh o La Biblia, obras en las que se ha inspirado el autor junto con el Ramayana para escribir La Gesta d'Utnoa.

Pero Montagut no pretende centrarse en las dificultades de Utnoa / Noé para construir su barca salvadora, si no que más bien nos propone un ejercicio de ética mientras nos da elementos de juicio a favor y en contra sobre la necesidad de salvar la especie humana, y aquí es donde entra la ciencia-ficción pues es a través de este medio que el autor puede especular a placer y abrir nuevos caminos. Los extraterrestres que han advertido a Utnoa ya hace años que exploran el planeta, provienen de un sistema estelar desparecido a causa de la explosión de una supernova y creen que la Tierra sería un lugar idóneo para empezar una nueva vida, pero la ética de unos seres indudablemente superiores tanto científica, como filosóficamente a los humanos que habitan las tierras del Tigris y el Eufrates les impide colonizar un planeta que posea vida inteligente.

El debate está servido y los naians -nombre de la raza visitante - que no consideran a los humanos seres inteligentes y sensibles, si no simples seres sin evolucionar, son contrarrestados por los que apoyan un estudio más profundo de la especie antes de determinar su valía como seres inteligentes. Pero la llegada próxima de un meteorito que provocará inundaciones y diluvios por todo el globo terráqueo acelera la decisión del consejo de los naians: Si una sola familia puede salvarse de la hecatombe, significará que los humanos pueden continuar viviendo en el planeta y que los naians, se marcharán a otros lugares del espacio a vivir. Entraremos aquí a ver las sutiles manipulaciones que los miembros de los dos bandos promueven para provocar que Utnoa salve o no a la especie humana, una especie de lucha que recuerdan las disputas de la cosmogonía griega donde también los humanos, a menudo, eran los peones de la partida.

El autor tiene tiempo además de dedicarnos unos capítulos a la vida cotidiana de los visitantes dentro de su nave-colonia que orbita la tierra, imaginando a una sociedad utópica que ha alcanzado hace tiempo una espiritualidad y una ética que marcan las normas. Sin esta descripción sería bastante impensable entender el debate interno sobre la conveniencia de colonizar la Tierra, con o sin vida sensible. Observamos aquí que la narración tiene dos niveles: La vida y las decisiones de los naians por un lado y las consecuencias de estas resoluciones en los habitantes de Mesopotamia, particularmente en la tribu que conduce Utnoa. Las guerras, las matanzas, la muerte de los seres amados son descritas en toda su crudeza y salvajismo, cómo queriendo evidenciar que ciertamente los humanos pueden convertirse en verdaderos animales. Pero también la vida reposada de los nómadas y de sus fiestas tiene representación en la narración como para hacer patente que también existe un espíritu armónico y de amistad entre los humanos.

Será a través de unos viajes astrales, significantes y muy imaginativos, donde el autor intentará dar a conocer las sutileza de la naturaleza de los hombres, el verdadero objetivo de una novela que tiene derecho a ser definida como un canto a la esencia de la humanidad.

Abel Montagut parte pues de un argumento más que interesante y además lo aliña con la mejor de las prosas. Estamos hablando de la épica, de un estilo que exalta las gestas, que nos invita a disfrutar de un lenguaje riquísimo, poético; un estilo que encontramos en los poemas y las prosas de todos los tiempos, desde Homero a Tolkien y que en este caso también es usado con maestría. Pero al mismo tiempo es un tipo de narrativa que puede resultar poco amena para algunos lectores, barroca, cargada por momentos, la cual hay que dejar fluir dentro de nuestro subconsciente para apreciarla debidamente.

No exagero si afirmo que la lectura no es fácil al principio: El desconcertante uso de los tiempos pasado y presente en los mismos párrafos, las construcciones verbales poco avezadas al lenguaje coloquial, las exaltaciones a través de adjetivos altisonantes de personajes, ciudades y paisajes o las curiosas comparaciones de los hechos que se narran con comportamientos naturales de los animales salvajes con largas disertaciones que al principio parecen pesadas pero que al final son una delicia; todo esto no ayuda a entrar en la novela con buen pie pero si dejamos que la mente se adapte a las palabras, quedaremos sobradamente recompensados.

La novela,pero, también presenta algunos aspectos mejorables: Un comienzo demasiado directo, dónde se nos plantea el argumento básico de toda la obra de forma comprimida y un final demasiado brusco, que cierra correctamente la trama pero que podría haber sido más elaborado, o la conveniencia de que el aspecto de los naians y los humanos sea tan parecido, son los aspectos menos favorables de la obra. Sin embargo es una obra inspirada, culta, y que plantea muchos temas típicos de la ciencia-ficción pero camuflados en un texto lleno de fuerza y de historia. Totalmente recomendable.

Eloi Puig, 09/05/08

 

Premios:

 

Búsqueda:
 
   
  Creative Commons License
Este texto está bajo licencia de Creative Commons.
Podeis buscar vuestro libro en: