CF- SPACE OPERA
 
     
 
 
 
 

MUNDOS EN LA ETERNIDAD

(2001)

Juan Miguel Aguilera & Javier Redal

Editorial:
Equipo Sirius (2001)

Colección:
Tau

Núm:
4

Páginas:
427

Lecturas relacionadas:
Mundos y demonios



 
     
Mundos en la eternidad

La reciente publicación por parte de la editorial Bibliópolis de Mundos y demonios, la segunda novela de Juan Miguel Aguilera ambientada en el universo deAkasa-Puspa me ha despertado la curiosidad hasta tal punto que he decidido embarcarme en esta saga desde el comienzo, tanto por la originalidad que plantea como por las garantías que me transmite un autor como Aguilera.

Mundos en la eternidad no es un libro cualquiera, no es un simple comienzo de una saga espacial. Más bien es una refundación de esta. A finales de los años 80, Aguilera colaboró con Javier Redal y escribieron dos novelas de CF hard sobre las civilizaciones existentes en un cúmulo globular denominado Akasa-Puspa. Estas dos novelas eran Mundos en el abismo e Hijos en la eternidad y las dos se complementaban. Ambos autores recibieron buenas críticas, tanto por el planteamiento innovador como por sus toques hard dónde varias ramas científicas como la biología (exobiologia más bien) y la física estaban muy presentes y determinaban la dirección que tomaban las novel.las. El 2001 se hizo la refundación. Se unieron las dos obras, se retocaron algunos capítulos, se afinó el estilo y se dejó la obra como querían en un principio los autores. Esta unión, esta reedición retocada dio lugar a Mundos en la eternidad y fue publicada por Equipo Sirius.

Mundos en la eternidad es una obra ambiciosa que describe como la humanidad vive en un cúmulo globular que viaja por el espacio. Las distancias dentro del cúmulo son factibles para que pueda existir el viaje interestelar y varias civilizaciones e imperios sin recurrir a inventar maravillas tecnológicas ni velocidades más allá de la luz. Redal y Aguilera se encargaron de dotar este pequeño universo de naves posibles y de ecosistemas viables creando de paso una ambientación única y original dónde desarrollar esta y otras novelas.

En el momento actual de la acción tres grandes potencias se disputan la periferia de Akasa-Puspa: El imperio, tecnológicamente superior pero que ya hace años que se encuentra en decadencia, la Utsarpini, una especie de federación de planetas exteriores dirigida por un líder que está en pleno auge y la omnipresente Hermandad, la potencia religiosa del cúmulo, aglutinadora de todas las religiones humanas del pasado. El descubrimiento fortuito de un rickshaw destruido (enormes contenedores que viajan comunicando los diversos planetas imperiales) hace que se envie una misión científica entre el Imperio y la Utsarpini para determinar qué puede haber pasado puesto que sólo el Imperio tiene una tecnología capaz de destruir un rickshaw pero es ilógico que el mal se lo hayan hecho ellos mismos, mientras la Hermandad que no quiere quedarse fuera, se prepara entre las sombras.

Las investigaciones que harán los científicos los llevarán a buscar el origen de la humanidad, un origen que se perdió en la memoria del tiempo y que es el verdadero objetivo que persigue la novela: Encontrar el modus operandi, el porqué y el cómo los antepasados de la humanidad pudieron construir las enormes babeles, torres kilométricas que comunican la superficie de todos los planetas con el espacio para poder acceder a este fácilmente, de dónde sacaron una tecnología que hoy en día aun no se ha podido equiparar y sobre todo conocer de dónde proviene el hombre.

Los autores realizan un ejercicio de equilibrio entre el space opera más tradicional y la CF hard: Tenemos un misterio de escala cósmica, batallas, razas alienígenas, algunas de ellas guerreras y otras que aportan todavía más misterio a Akasa-Puspa, especulaciones tecnológicas y científicas constantes pero más que razonadas… en definitiva una obra que podría compararse a las mejores escritas por los escritores anglosajones. Se ha dicho (y es cierto) que la novela tiene muchos puntos en común con obras de fama mundial como Cita cono Rama o Mundo anillo (fama para algunos… para mí no tanto). Yo todavía diría más: Coge lo mejor de estas y además incorpora material propio de forma que acaba resultante mucho más completa.

Pero de puntos negativos (o menos positivos, según como se mire) también tiene: La escala cósmica en que se desarrolla la obra es difícil de asumir… teniendo un planteamiento realista como tiene, es dificil creer que durante 25 millones de años, las culturas de la humanidad hayan evolucionado tan poco y las costumbres sean tan parecidas a las de ahora. Muchos personajes están poco explotados, son puramente testimoniales y aportan muy poco a la obra pese a tener un gran potencial. Sólo el protagonista, Jonás Chandra tiene un verdadero lugar a la novela. También he notado alguna pequeña incongruencia argumental que no se si es debido a un descuido de los autores o a una derivación de la unión de las antiguas novelas.

De todos modos la lectura es amena y sobre todo adictiva. El final es correcto pero abierto de forma que sirve, tal y como dice Aguilera en una entrevista reciente a Bibliópolis, como un capítulo "0", como una base a partir de la cual poder escribir toda una serie de novelas ambientadas en la original Akasa-Puspa (por cierto, en sanscrito, "Una flor al cielo"). Aguilera y Redal demostraron que se puede escribir CF seria y entretenida a la vez con este libro, que se pueden realizar especulaciones próximas y a largo plazo tocando de pies en el suelo y que el sentido de la maravilla no tiene fin cuando uno tiene imaginación. Espero que este capítulo "0" acontezca el primero de una larga serie, siempre que se garanticen los niveles de calidad logrados en esta primera novela.

 

 

Premios:

 

 

Búsqueda:
 
   
  Creative Commons License
Este texto está bajo licencia de Creative Commons.
Podeis buscar vuestro libro en: