TERROR SOBRENATURAL
 
     
 
 
 
 

MAÑANA SERÁ TIERRA
(2011)

Alfredo Álamo

Editorial:
Viaje a Bizancio
Ediciones
(2011)


Colección:
Clatter

Núm:
06

Páginas:
203

 
     
Mañana será tierra

Alfredo Álamoes fundador de NOCTE, la Asociación Española de escritores de terror, y lo evidencia claramente al escoger los ingredientes con que ha cocinado la presenta novela. Que esta aportara estas dosis de horror literario pues, ya me lo esperaba pero lo más sorprendente para mí ha sido la valentía de ofrecer una obra, sin duda alejada de los cánones actuales en cuanto a la novela de terror sobrenatural.

Mañana será Tierra es una mezcla intimista entre la fantasía histórica y el terror sobrenatural. Posee una elevada calidad literaria que se hace evidente en la elegante prosa, hipnótica, en que nos sumerge el autor desde el principio. A Álamo le gusta a menudo utilizar frases cortas, mensajes breves. Este hipnotismo que rodea las desventuras de Jaume el comunista, un exiliado de la Guerra Civil española que de primero va a parar al campo de refugiados de Argelès (Catalunya Norte, Francia) y más tarde como voluntario en el frente alpino en la lucha contra los nazis, hacen que la lectura pase plácidamente por delante nuestros ojos, aunque la trama en sí ofrece en un principio pocos elementos alentadores. Vamos, que pasan pocas cosas.

Pero el interés del autor creo que recae, sobre todo al principio, no tanto a describirnos la enfermiza situación de los refugiados republicanos, lejos de su tierra y de su familias, si no transmitirnos por vía subliminal la inmenso poder golpeador, a nivel psicológico que tiene una guerra. El fantasma de la guerra parece ser el evidente demonio que lleva cada uno en su interior, un diablo que se alimenta de la vulnerabilidad de las personas, cada una a su manera.

Todo ello parece bastante simbólico hasta que realmente ocurren hechos inexplicables en los bunkers fronterizos donde Jaume el comunista han trasladado. Allí el horror de la guerra, aquel sentimiento que corroe las entrañas de los perdedores parece cobrar fuerza material y el terror se vuelve mucho más físico.

Mañana será Tierra combina pues la realidad de uso hechos verídicos ocurridos en el siglo XX - y muy cercanos a nuestra memoria colectiva - con un horror sobrenatural que va aumentando de intensidad a medida que la novela avanza. Un horror poco palpable, que rodea la atmósfera y el aire que respira Jaume pero que no se puede vencer de forma física. Es quizás una serie de definciones poco precisas por mi parte pero no se me ocurre como más definir lo que el autor me ha parecido que nos ha querido mostrar con esta peculiar obra.

Recomendable para los que busquen buena literatura alejada de las modas actuales, para los que busquen más un mensaje subliminal y algo etéreo a una explicación lógica de la trama argumental. Creo que no es una novela al alcance de todos, no porque posea ningún tipo de dificultad al ser leída, si no porque va dirigida a un público más exigente en cuanto a temáticas de terror fantástico y similares.

Un comienzo como decía, valiente y me atrevería a decir que necesario. Una novela que puede que no sea del agrado de todos pero que a buen seguro será difícil que nadie la deje ... tiene algo en sus páginas que te atrapa, te hipnotitza y te hace coger escalofríos.

Eloi Puig, 20/04/12

 

Premios:

 

Búsqueda:
 
   
  Creative Commons License
Este texto está bajo licencia de Creative Commons.
Podeis buscar vuestro libro en: